Actualidad Sábado 4 de julio de 2009
Por José Acho

Firme condena a Matus por estafas reiteradas

Tras 11 años Pedro Román Salva será resarcido
JPEG - 6.9 KB
Javier Matus y Pedro Salva.

La Corte de Justicia de la Provincia rechazó un recurso de casación presentado por el publicista Javier Matus y su cómplice Enrique Javier Alanís y luego de 11 años de ocurrido el hecho, el miércoles 1 de junio, la Cámara I del Crimen reafirmó la condena por estafas reiteradas en concurso con uso de instrumento y documento público falso. Lea aqui todo el informe del caso seguido desde el principio por Salta Libre.

Ahora el publicista no puede ser titular de un medio de prensa, pero puso como propietaria del clandestino Canal 9 a su esposa, Mónica Agüero.

El publicista quedará libre, pero fue condenado con prisión en suspenso por dos años y medio, más un resarcimiento económico de 40 mil pesos a la víctima de la maniobra.

De las investigaciones surgió que el operador de la maniobra fue Alanís, quien abrió cuentas corrientes en dos entidades bancarias a nombre de Salva, y que actuó en connivencia con Javier Matus, quien era el que manejaba la chequera.

También quedó probado que hubo negligencia de los bancos de origen Francés y Roberts, a quienes también condenaron a pagar un resarcimiento al damnificado.

Pruebas suficientes

Pedro Segura Alsogaray, abogado del albañil Pedro Román Salva, confirmó esta primicia del viernes 3 de junio en el programa “Piquete y Cacerola” que conduce la periodista Marta Cesar por FM Noticias.

La Corte de Justicia de Salta ratificó la condena por estafa reiterada y falsificación de instrumento privado a Javier Matus publicista y titular de la Productora Multivisión, que entre otros medios cuenta con FM Cielo y el cuestionado Canal 9 (de televisión abierta), que sigue emitiendo sin autorización del COMFER.

JPEG - 4.3 KB
Matus es un estafador

“Las costas se deberán abonar, una vez que el expediente baje a la Cámara del Crimen de origen. Ahí se tramitará el expediente para dejar firme la condena, luego se verá cuando se ejecuta la sentencia económica”, comentó el abogado de Román Salva, quien agregó que “había pruebas suficientes y es todo un hecho que la Justicia, haya reivindicado su buen nombre y se haya resarcido el sufrimiento de Pedro y sus familia. Fueron daños morales durante 11 años”, remarcó el abogado Segura Alsogaray en ese programa.

El fiscal de la Corte Nº 1, Alejandro Saravia, sostuvo que la sentencia aplicada por la cámara se basó en el abultado expediente de pruebas que permitieron alcanzar el porcentaje de certeza necesario. "Se han constituido todos los elementos del delito de estafa y que el sujeto pasivo del mismo fueron los bancos o aquellas personas que recurrieron a un juicio para cobrar los cheques", figura en los fundamentos.

Apelación rechazada

JPEG - 2.5 KB
Juez Angel Longarte

La Cámara Criminal Primera condenó a los dos imputados y a dos bancos a pagar a Salva 40 mil pesos, que con la confirmación de la condena se deberán hacer efectivos a favor del damnificado. En la apelación rechazada por la Corte, la defensa señaló que el delito de estafa requiere que se haya incurrido en algún perjuicio patrimonial, considerando (como lo hizo en el juicio), que Salva "dejó aclarado que no pagó embargos ni perdió parte del inmueble...por lo que no existió perjuicio económico que actuara como disparador del tipo delictivo".

El publicista, quien luego llegó a ser nombrado Secretario de Prensa Juan Carlos Romero, junto con Gustavo Alanís extraía créditos de los bancos bajo la identidad falsa de Alanís, quien se hizo pasar por Román Salva y con ese nombre sacó créditos bancarios gracias a un certificado laboral falsificado por Javier Matus.

Extorsión y amenazas

El verdadero Salva es un albañil al que años después de las maniobras realizadas por Alanís y Matus, le embargaron la única propiedad que tenía en aquel momento: la quinta parte de una vivienda. Aunque se cancelaron los créditos, Salva inició una querella en contra de Matus, Alanís y los bancos que dieron los créditos, por los perjuicios ocasionados. La denuncia fue en 1998. El juicio llegó recién en 2007 y tuvo un fallo preliminar el año pasado.

Por esta falsificación de su documento y las agresiones, amenazas, acusaciones de extorsión de Matus, durante años Salva estuvo al borde de la locura y el suicidio por lo que tuvo que realizarse un tratamiento psicológico y psiquiátrico.

Las investigaciones se iniciaron a partir de una denuncia que presentó Pedro Román Salva, cuando tenía 27 años. Es un hombre de condición humilde, que en abril de 1994 extravió su documento nacional de identidad. Su calvario comenzó 4 años después, cuando recibió una intimación de pago y embargo de bienes por $10.000, con más $ 3.000 por accesorias.

Se trataba de un mandamiento ordenado en el expediente caratulado "Gasal SA vs. Pedro Román Salva s/Ejecutivo", que se tramitó ante el Juzgado en lo Civil y Comercial de VI Nominación", a raíz de una demanda interpuesta para el cobro de dos cheques impagos del Banco de Crédito Argentino a su nombre por $5.000 cada uno.

Con la confirmación de la condena sobre Matus, el empresario queda inhabilitado de contar con la titularidad de licencias de frecuencias, dado que la Ley de Radiodifusión dispone, entre otros requisitos, no tener antecedentes penales. Pero el publicista puso como propietaria del Canal 9 Matús a su esposa Mónica Agüero.

  • Informe: Nuevo Diario y programa:
    “Piquete y Cacerola”, FM Noticias

Compartir: 

2015 © Copyright - Saltalibre.net - Todos los Derechos Reservados