La Guerra de Cuarta Generación como estrategia de la derecha

Diego Olivera
marzo 6 /2014

Hoy no se puede hablar de una prensa objetiva o independiente a nivel mundial. Hay mecanismos de desestabilización de EEUU y la Comunidad Europea que utilizan las grandes corporaciones de medios internacionales. Esta globalización de empresarios amarillos les ha permitido sostener un mismo modelo desestabilizador a nivel de la denominada Guerra de Cuarta Generación.

Un la llamada guerra de cuarta generación, medios internacionales, intentan crear una falsa imagen de la realidad de Venezuela. Porque no hay ninguna ética, solo el negocio de volver al neocolonialismo.

Bajo esta misma premisa se aplica en Venezuela, donde una intensa campaña a nivel internacional, ha creado falsos positivos en imágenes y fotografías de una guerra civil. Actuando burdos o prepotentes, estos medios empleados por CNN, Globovisión; BBC, El País de España y Uruguay, El Tiempo de Bogotá, El Clarín de Buenos Aires, El Universal, El Nacional y Ultimas Noticias de Venezuela, entre otros medios internacionales, intentan crear una falsa imagen de la realidad de Venezuela. Porque no hay ninguna ética, solo el negocio de volver al neocolonialismo.

Mucha veces escuchamos los refranes de los viejos, donde uno de ellos se refieren a que “las comparaciones son odiosas”, hoy podemos asegurar que el modelo intervencionista de EEUU y OTAN, comenzó a aplicar nuevos modelos desestabilizadores, pero al viejo estilo colonial de España e Inglaterra, bajo una nueva forma de guerra sucia, surgida al final de la denominada “Guerra Fría”, donde el poderío económico y militar de EEUU se ha impuesto a nivel global, aplicando en mas tres décadas (1990 al 2014), una guerra sostenida en Irak, Afganistán, Libia, Siria, y bajo la misma metodología dio un “golpe de estado” en Ucrania, porque en esta nación han destituido al presidente, al Congreso Legislativo y a los gobernadores elegidos por el voto popular, con una nueva forma de golpe al estilo del Carmonazo en Venezuela, o en Honduras y Paraguay, así como tratan de ejecutarlo hoy contra el presidente constitucional de Venezuela, Nicolás Maduro.

Una falsa propuesta son las marchas pacificas transformadas en violencia

La hipocresía ha sido una de los planteamientos de la derecha venezolana, su incapacidad de derrotar al gobierno bolivariano ya que de 19 elecciones, solo han podido ganar 1 (La Reforma Constitucional), ha determinado en Venezuela una guerra continua de este sector, que ha aplicado el terrorismo en estos 15 años de proceso bolivariano. Han aplicado una política del golpe continuo, desde el 2002 al 2004, aplicaron un golpe con el mismo modelo que se aplicó en Honduras, Paraguay y Ucrania, itentandon la destitución del jefe de estado por distintas causas, lo que ha denominado por los especialistas gringos, como lo apuntábamos en nuestra anterior trabajo, como el “golpe suave”, donde los morteros, la guerra sucia y el financiamiento los pone EEUU.

En ese marco de un ataque despiadado y falsos de los medios, comienza el trabajo de los “pacíficos estudiantes”, que comparten las calles con terroristas internacionales (como el reciente detenido ciudadano árabe, vinculo personal del sicario JJ Rendón, que vende sus mentiras para desestabilizar países latinoamericanos), o mercenarios de Centroamérica detenidos en acciones terroristas en Altamira, Caracas y en Carabobo. También en el estado Táchira frontera con Colombia, actúan principalmente los carteles de paramilitares como el Grupo Águila, que han tomado la Ciudad de San Cristóbal, aplicando sus técnicas de asesinato por encargo, con francotiradores y cobrando peaje (vacuna) a los ciudadanos venezolanos, con el objetivo de dividir este estado andino de Venezuela.

Nos parece necesario analizar en este sentido algunos comentarios que me han llegado de algunos lectores, algunos de ellos discrepando de manera respetuosa, porque la diferencia políticas se deben resolver en el marco de la democracia, no en la aplicación de la violencia. En ese sentido la ultraderecha venezolana acusa a los colectivos sociales de estas acciones de calle, esto es un invento de estos sectores enfermos de odio, no solo hacia Maduro como lo dicen muchos jóvenes violentos opositores, porque ellos deben justificar sus acciones de terrorismo.

Lo hipócrita de los dirigentes de la oposición es que la mayoría no dan la cara. Ellos muestran a nivel internacional sus mentiras, pero los videos obtenidos de estos terroristas en sus barricadas y en acciones violentas, de ataques con armas de fuego, todos hablan el mismo idioma fascista la muerte, hablan del asesinato de Maduro y otros dirigentes. Sus mensajes a los jóvenes y sicarios son a mantener el control de las calles, pero con violencia. Sus mensajes de acciones pacificas son para consumo de EEUU y la prensa internacional, como lo han hecho los artistas y actores en Estados Unidos, que con un libreto escrito hablan “de su preocupación en Venezuela”, como artistas que han vendido su alma al diablo, para tener dólares y olvidarse del pueblo venezolano.

Los colectivos sociales y el pueblo buscan la paz, no quieren la violencia

Pero la pregunta seria a estos lectores críticos es, ¿Por qué los colectivos sociales venezolanos, van a realizar actos de violencia y barricadas, si ellos son parte de la revolución bolivariana, ellos trabajan y crean en sus barrios, y en los sectores agrícolas, ellos han sido beneficiados por esta revolución, en trabajo, salarios dignos, planes de salud Barrio Adentro y clínicas (que van los opositores), planes alimentarios a través de la Misiones Mercal, PDVAL, Supermercados Bicentenario, y mas de 600 mil viviendas a los sectores damnificados y los sin vivienda, o las nuevas Universidades, con una matrícula amplia para la mayoría de los venezolanos? Todos estos hechos han sido referenciados por la ONU, UNESCO, CEPAL, como logros del Milenio.

Muchos de los sectores de ultraderecha hablan de la marchas en paz, pero llamativamente estos grupos minoritarios asalariados cobran un salario mínimo por quema, acciones violentas y barricadas y han concentrado sus acciones en la urbanizaciones donde reside la clase media y alta de Venezuela, porque no han tenido eco ni apoyo en los sectores de mayoría popular y sectores de la clase media. En estos días varios videos muestran el hastió de personas en las urbanizaciones, que han sido secuestradas por estos grupitos, y hasta heridos cuando se han producido en estos debates entre los vecinos.

Venezuela bajo una campaña internacional de mentiras de EEUU y Europa

Por último nos parece importante señalar que las campañas de mentiras de EEUU y Europa no son una invención de nuestro artículo. Si vamos un poco a la historia reciente, luego de un salvaje ataque de los medios a Iraq, sobre la existencia en su poder de armas químicas (de destrucción masiva), se atacó a esta nación sin la autorización de la ONU (violando una vez más EEUU a la comunidad internacional). Millones de muertos, miles de mutilados, violados, presos en Guantánamo (territorio cubano en poder de los gringos), nunca aparecieron la armas químicas, solo la destrucción y la muerte, pero el petróleo y el comercio quedaron en manos trasnacionales de origen estadounidense, con empresas de mercenarios que controlan la seguridad de las mismas.

De la misma manera fue invadida y destruida Afganistán, con el apoyo de las grandes multinacionales de la Comunicación, contra los Talibanes y Ben Laden (debemos recordar que tanto Saddam Husein, como Laden trabajaron para la CIA, además las bombas químicas las entregó EEUU a Husein para atacar a Irán, cuando trabajaba para ellos). Hoy es bueno señalar que gracias al aporte belicista de EEUU y sus corporaciones, Afganistán se ha convertido en el mayor productor de opio, que vende a los estadounidenses sus drogas, al mayor mercado de consumo de estupefacientes.

Pero las nuevas iniciativas de este conglomerado guerrista entre la Industria militar estadounidense y la OTAN, han creado las bases de otro de sus tentáculos imperialistas, el Fondo Monetario Internacional (FMI), que llevó a la década perdida en América Latinas en la últimas 3 décadas del siglo XX, con sus paquetes económicos, y que han llevado a la peor crisis de Europa desde las ultimas guerras mundiales imperialistas del pasado siglo, y que además genero la peor crisis en EEUU.

El FMI asumió su papel colonialista y se presentó con sus recetas a exigir a los golpistas ucranianos aplicar su modelo recesivo, su modelo antipopular. No le interesan los muertos, la democracia, ni el voto, ni el pueblo, solo los valores de un modelo capitalista geopolítico al servicio de las trasnacionales y los países desarrollados. En ese sentido este sería el futuro de Venezuela, si triunfara la derecha terrorista, que entregaría el país a las trasnacionales, como lo comenzaron a desarrollar a partir del gobierno de Carlos Andrés Pérez, que genero el Caracazo (levantamiento popular), cuando se aplicaron parte de las medidas propuestas por el FMI, e impuestas por el gobierno de EEUU.

  • Diego Olivera
    diegojolivera@gmail.com
  • Agencia Barómetro Internacional para Salta Libre
    barometrointernacional@gmail.com