Medios Sábado 28 de septiembre de 2013

Reveladoras acusaciones sobre la corrupción periodistica en Salta

Mario Peña Vs. Roberto "Tito" Romero
JPEG - 19.7 KB
Peña y Tito Romero

Un revelador cruce verbal con acusaciones recíprocas se pudo escuchar por una radio local, entre Roberto "Tito" Romero y Mario Peña. Una obscena discusión sobre los oscuros manejos periodísticos de dos empresarios de medios enriquecidos por sus relaciones con el poder político de turno. En este diálogo radial que abajo reproducimos textual -desgrabado por la Agencia de Noticias DDN- se denuncian mutuamente negociados millonarios para tapar mediáticamente la corrupción durante los gobiernos de Roberto Romero, Juan Carlos Romero y hoy de Juan Manuel Urtubey.

El ex director del Diario El Tribuno, Tito Romero y el empresario radial, hotelero y bodeguero Mario Peña dos de los principales manipuladores de la información periodística y política, se acusan hablan de muertes, extorsión periodística, corrupción, vagos y testaferros.

Por primera vez sale a la luz, por boca de dos de los personajes directivos de medios masivos de comunicación que taparon las troperías de políticos y gobernantes, con tráfico de información, mentiras a oyentes y lectores.

El ex director del Diario El Tribuno, Tito Romero y el empresario radial, hotelero y bodeguero Mario Peña dos de los principales manipuladores de la información periodística y política, se acusan hablan de muertes, extorsión periodística, corrupción, vagos, testaferros y negocios oscuros con el periodismo.

Aquí la transcripción textual del inefable diálogo ocurrido en la mañana del jueves 26 en el programa radial "Compartiendo su mañana" de FM Aries (91.1 Mhz).

La charla "a calzón quitado", comenzó hablando de la muerte de canillitas durante la dirección del diario El Tribuno de Roberto Romero. Sin ningún tipo de reparo, Peña trató de loco y enfermo a Tito Romero y éste a su vez, le contestó diciéndole que se hizo rico extorsionando a políticos.

Trapitos periodísticos al sol

Mario Peña (MP): Ayer, cuando estábamos al aire en el programa, y esto lo dejo claro porque no quiero que se preste a ninguna confusión, yo tengo acá el celular prendido permanentemente y sin volumen, estaba recibiendo un llamado telefónico a las 12.20 más o menos y era de Tito Romero. Entonces le contesto con un mensaje de texto diciéndole que estaba al aire y que en media hora lo llamaba, creo que es lo que corresponde.

Él me dice: ‘quiero hablar al aire de los muertos del diario; y le digo ok, te anuncio para mañana a las 10.30 ¿Está bien?; me contesta: ‘no, sería mejor hoy’. Le digo que estoy hasta las manos con los tiempos y no puedo sacar nada de lo ya pautado pero si querés lo puedo pautar para mañana. Todo esto por mensaje de texto y me dice: ‘ok’. Después le pongo abajo ¿te anuncio? Y me dijo: No por favor. Por lo tanto no hemos anunciado absolutamente nada.

En estos momentos estamos en contacto con Tito Romero ¿Cómo te va Tito? Buen día.

Roberto “Tito” Romero (RTR): - Yo como siempre dando la cara y como venías hablando bastante mal de una etapa de El Tribuno, la cual me involucra, por eso quiero que charlemos.

M.P.: - Estamos charlando, a ver decime… Vos ¿cuántos años tenés?

R.T.R.: - 60 años

M.P.: - ¿60 años?

R.T.R.: - Si

M.P.: - Ahh, o sea que cuando esto pasó ¿vos tenían 20 años?

R.T.R.: - Claro, pero ¿qué paso?

M.P.: - Y bueno… lo que se comentó, lo que se habló, lo que hablamos.

R.T.R.: - ¿Qué es lo que vos comentás? Eso es lo que no tengo claro.

M.P.: - Bueno, estábamos hablando de lo que pasaba con el gremialismo en algún momento en el diario El Tribuno.

R.T.R.: - ¿Qué pasó con el gremialismo en El Tribuno?

M.P.: - ¿Vos querés que yo te lo cuente?

R.T.R.: - Si, sí, vos sos el que sabés.

M.P.: - Sí, yo tenía un poquito más de años que vos, pero seguí la noticia y la noticia está escrita, no soy yo el inventor, además te puedo dar 383 páginas de internet donde la podés buscar. Sin ir más lejos nosotros la buscamos en el diario El Intransigente que era el diario que en ese momento se oponía a ustedes. O sea, eran dos empresas y el comentario de ese momento era que una de las personas que estaba cuestionada en esto era precisamente Romero, después de la muerte del canillita que apareció con un tiro en la cabeza. Un hombre que tenía confrontaciones con el diario. Un nombre que además, fue dicho por sindicalistas que vivieron en ese momento, ante una deuda monstruosa que el diario tenía con ellos…

R.T.R.: - Jamás tuvimos deudas.

M.P.: - Bueno está bien, pero vamos por parte. El otro hombre, el otro gremialista, tenía una situación de que lo pasaron con un auto por encima.

R.T.R.: - Ahh, a eso no lo conocía ¿en qué época fue?

M.P.: - En la misma época.

R.T.R.: - ¿O sea que en el mismo año, hace 40 años, se mataron dos sindicalistas desde El Tribuno?

M.P.: - A ver, lo que dicen los gremialistas y lo que dice el diario El Intransigente de ese momento es así.

R.T.R.: - ¿Vos le podés crees al Intransigente? ¿Es por la competencia que estás perdiendo contra El Tribuno?

M.P.: - A ver, ahí estamos entrando en la de siempre. Yo el otro día te pregunté si creías en El Tribuno y me dijiste que era una porquería lo que se está publicando.

R.T.R.: - Yo no me retracto de nada de lo que dije el otro día, de nada. Además de que no me pagaron el millón setecientos que difundieron, para que yo dijera eso.

M.P.: - ¿Quién dijo eso?

R.T.R.: - Y creo que lo dijeron en tu radio, en El Intransigente…

M.P.: - ¿Quién te acusó de eso Tito?

R.T.R.: - Todo Salta.

M.P.: - No, no, no. Por favor sacanos a nosotros de temas en los que no tenemos nada que ver y hacernos responsables de las situaciones en las que sí tenemos que ver, sino ahora estaríamos diciendo que alguien te pagó para que salgas a decir esto. Mejor no entremos en esa, yo conté la relación, yo con vos no hablé nunca más, ayer recibí un mensaje tuyo y me pareció lógico que quieras defender la figura de tu padre, me parece bárbaro porque además sos el único que lo hace, debo reconocerlo, pero bueno por eso te doy la oportunidad ahora porque me parece justo y lógico que lo puedas charlar, nada más. Nosotros nunca hablamos de cifras, de quien te la dio, esto para mí es una noticia nueva.

R.T.R.: - Si te ponés en fiscal Mario ¿por qué no hacemos de esto una noticia criminis y se termina investigando?

M.P.: - Yo no estoy para hacer noticias criminis, yo no soy fiscal tampoco.

R.T.R.: - Si hay dos muertes en la época del gobierno militar y vos sabés perfectamente eso ¿por qué no se llegó a la investigación? ¿Por qué el gobierno tuyo de facto de Ulloa al que apoyaste tanto…?

M.P.: - A ver, no empecemos a chicanear, yo no tuve ningún gobierno, soy un hombre independiente y me conocés de muchos años…

R.T.R.: - Sos independiente como yo del Reino Unido de Gran Bretaña.

M.P.: - ¿O sea que vos estás creyendo que yo si tengo intereses en algún partido político?

R.T.R.: - No, pero tenés intereses en afectar la figura de El Tribuno en la época en la que lo dirigió mi padre y yo.

M.P.: - Mirá, yo creo que a esto lo hablamos muchas veces Tito, pero no creo que valga la pena esto.

R.T.R.: - Desprestigiarlo, se puede estar desprestigiando solo ahora, eso es otra cosa. Yo quiero hablar solamente de mí etapa y de la de Roberto Romero.

M.P.: - Explícame por favor, pero no me metas en el medio porque yo no tengo nada que ver.

R.T.R.: - ¿Cómo que no, si sos vos el que lo está difundiendo después de 40 años acusándolo a Roberto Romero? Si vos vivirías en Dallas, nosotros seríamos los autores de la muerte de Kennedy.

M.P.: - No, no, no, no, no tampoco me pongas a mí en cosas que yo no he dicho. Lo mío salió en base a una información que manejan en Tucumán en base a lo que pasó con Levín. Nosotros fuimos consultados por el caso y le preguntamos a un gremialista quien confirma todo lo que decía el diario El Intransigente en ese momento, da nombre y apellido porque el hombre está vivo, tiene un kiosco de diarios.

R.T.R.: - ¿Quién es el tipo?

M.P.: - Es un gremialista, ya te digo cómo se llama.

R.T.R.: - Pero los gremialistas son los más corruptos de la tierra, son todos corruptos como la mayoría de los periodistas.

M.P.: - Ya que decís de los periodistas ¿Cuántos periodistas corruptos tenés en el diario?

R.T.R.: - No lo sé, yo no estoy en el diario, yo no dirijo el diario.

M.P.: - Pero cuando vos tenías el diario ¿había periodistas corruptos?

R.T.R.: - Si y los tenés vos a algunos ahora a algunos.

M.P.: - Bueno, a ver, dame los nombres.

R.T.R.: - Uno que no tiene apellido que es de porcentaje nada más por ejemplo. Es un vago y ser vago es ser corrupto.

M.P.: - ¿Quién sería?

R.T.R.: - El que tiene porcentaje, no tiene apellido.

M.P.: - Me mataste.

R.T.R.: - Tanto, Tanto, cuánto, no sé.

M.P.: - ¿Luciano Tanto?

R.T.R.: - Si, ese es un vago, un vagooooo y lo tenés vos ahí. Ser vago es ser corrupto.

M.P.: - Jajajaja, pero esperá, esperá, esperá, esperá, yo a Luciano Tanto lo conocí como director de diario El Tribuno.

R.T.R.: - Por eso lo saqué, no es director, no fue director mío.

M.P.: - Pero fue director de Juan Carlos Romero durante muchísimos años. Yo tengo un gran respeto por Luciano Tanto, no coincido en nada con vos, pero bueno de todas maneras vos tenés la oportunidad de decirlo. Una vez, cuando siendo director del diario Juan Carlos Romero, me vinieron a entrevistar a mí en el 87 u 86, vino el jefe de redacción que en ese momento era Luciano Tanto con Juan Carlos Romero. O sea, ahora no se qué significa porque ¿ustedes nunca lo echaron por corrupto a Luciano Tanto?

R.T.R.: No, por vago te digo y por corrupción también porque no cumplir con una tarea es corrupción.

M.P.: - Bueno, a lo mejor vos nunca tuviste la oportunidad de ser vago, pero hay un montón que a los que les gusta ser vagos.

R.T.R.: - Siiii, a mí también me encanta ser vago, a quién no le gusta ser vago.

M.P.: - ¿Entonces vos también sos parte de la corrupción?

R.T.R.: - Yo no vivo de nadie, vivo de mí. No se puede ser un empleado vago porque eso es corrupción.

M.P.: - Entonces, vos decís que el señor Luciano Tanto que trabaja en esta emisora ¿es vago?

R.T.R.: - Sí, es vago y si es vago es corrupto.

M.P.: - Bueno, dame otros nombres de los que tengas en el diario porque uno solo…

R.T.R.: - Mirá, yo no me acuerdo que otro tenés pero está Analía Machuca y toda la gente que te puede apoyar intelectualmente a vos viene de El Tribuno, que es la única redacción importante que existió en Salta. El Tribuno es historia Mario, es parte la cultura ¿Cómo vas a hablar mal vos de un señor que llegó a hacer todo lo que hizo en Salta y por Salta?

M.P.: - ¿Por ejemplo?

R.T.R.: - ¿Por ejemplo? ¿Qué no hizo? Fue director del Directorio de Cosquín, el festival más importante de la Argentina; Convirtió la Pueyrredón 106 en un museo para agradecer lo que había hecho Pajarito Velarde en Salta; Hacer los festivales latinoamericanos; El Concurso de la Empanada; El Concurso del Boxeo para sacar a la gente de la droga y de las patotas ¿Qué no ha hecho Roberto Romero y El Tribuno?

M.P.: - Bueno, yo creo que ha hecho muchas cosas, vos podés considerarlas buenas y yo a otras malas.

R.T.R.: - Bueno, a las que vos considerás malas decímelas ya porque es importante, vos lo seguiste en miniatura tratando de imitarlo poniendo un medio de comunicación, poniendo un diario con el que fracasaste y un montón de cosas más que no pudiste. Entonces, eso te genera un resentimiento contra Roberto Romero y es por eso que vos hablás mal de él.

M.P.: - Jajajajaja, no disculpá, disculpame, yo creo que ustedes mismos son los que hablan mal de Roberto Romero.

R.T.R.: - Yo no, yo no.

M.P.: - Pero hay gente de tu familia que sí.

R.T.R.: - Y vos también.

M.P.: - A ver, te voy a poner a un señor que habla y se llama José Santillán, escuchalo por favor ¿Lo conocés o no?

R.T.R.: - Si, por supuesto.

M.P.: - Bueno, escuchalo… (audio al aire)

José Santillán: Barrionuevo vino a Salta, nombrado por la Federación, para que nosotros nos organicemos. En ese tiempo estábamos desorganizados y fuera de eso El Tribuno debía dar cierta cantidad de pesos a los canillitas y es por eso que como estaba más cerca Tucumán hacia la provincia de Salta, vino él a organizarnos y a reclamar bastante plata que se le debía a los vendedores. Después de 30 años hubo un nuevo dirigente y después de tener todo no tenemos nada. El mismo Romero se encargó de que este Sindicato caiga en manos de gente que no sabe del sufrimiento del canillita y bueno, ahí estamos. Yo tengo 65 años y a los 18 años ya fui uno de los compradores de la casa de Santiago del Estero 452, lo conocí a Barrionuevo y él vino a reclamar una cierta cantidad de dinero que nos pertenecía a todos los vendedores de acá de Salta, pero porque la Federación le había recomendado que haga esto.

Lo dejamos solo en el hotel y después apareció en la parte de El Bajo. Querían agarrar un canillita de perejil para subsanar o tapar las cosas.

M. P.: Ahora, en ese momento en el que el diario El Tribuno trataba de llevar la información diciendo que había una prostituta en el medio y que ahí había muerto Barrionuevo, el diario El Intransigente daba otra versión de los hechos y lo ponía de alguna manera como principal sospechoso del crimen a Roberto Romero, en base a los enfrentamientos que tenía y a la tarea que había venido a desarrollar Barrionuevo en Sata ¿no?

J. S.: Es así, no enfrentamiento sino deudas, dinero. (fin del audio)

M.P.: - Bueno, esta es una parte de la entrevista que es mucho más larga y después la podemos seguir escuchando.

R.T.R.: - Sí, lo escuché y sobre todo del porcentaje, en el que miente. Esto yo lo hablé con el señor Pecos que era el secretario general de los Sindicatos de Canillitas de todo el país. El porcentaje de El Tribuno está justificado, y me lo justificó Pecos, porque en aquel momento el porcentaje estaba dado por el alto costo que nosotros teníamos por trasladar 1.600 kilómetros toda nuestra materia prima para hacer el diario. Entonces, eso tiene una diferencia con Buenos Aires, eso era lo lógico.

M.P.: - Claro, pero en definitiva lo que reclamaban era un porcentaje.

R.T.R.: - Un porcentaje que nosotros jamás aceptamos darles porque teníamos un costo mayor al de cualquier diario del país.

M.P.: - Pero según dice este señor, en Jujuy estaba pasando lo mismo.

R.T.R.: - No es así.

M.P.: - Bueno, yo no me meto en el tema de las empresas y en cuánto le paga cada uno a sus empleados.

R.T.R.: - Pero llevó esto Santillán a la justicia ¿por qué esto no se investigó?

M.P.: - Y vos sabés lo que es a veces investigar contra medios como este. Uno de los títulos de El Intransigente dice: El crimen del canillita, un acaudalado empresario sería instigador del bárbaro suceso.

R.T.R.: - ¿Cómo me vas a leer El Intransigente Mario Peña?

M.P.: - Disculpame, pero yo tengo un gran respeto por la familia Martínez Saravia y los que manejaron El Intransigente.

R.T.R.: - Mentira, no eran Martínez Saravia eran los Michel Torino.

M.P.: - Bueno, a los Michel Torino más todavía.

R.T.R.: - Ellos tenían un gran desprecio por El Tribuno y El Intransigente iba quedando como un pasquín. Eso no se lo perdonaron nunca a Roberto Romero, que él haya vencido a las familias tradicionales de Salta.

M.P.: - Vos estás haciendo una división de clases y la verdad que eso a mí no me interesa.

R.T.R.: - Pero sí hubo división de clases en esa época.

M.P.: - Bueno, suponete que es así como vos decís y que el diario El Intransigente lo que decía era para acusar a personas ¿ustedes saben cuántas personas inocentes ponen todos los días las páginas del diario?

R.T.R.: - Cuando yo estaba no.

M.P.: - Pero el diario no es cuando vos estabas o no.

R.T.R.: - Siempre se les daba el derecho a réplica y el espacio que ellos querían. Dame un ejemplo del que yo haya negado el diario a alguien.

M.P.: - Mirá, no tengo uno Tito, tengo diez mil pero no podemos entrar en esto.

R.T.R.: - Damelos, decímelos.

M.P.: - El diario genera permanentemente un ataque hacia personas con intereses propios.

R.T.R.: - Yo te estoy hablando de mi dirección y la de Roberto Romero.

M.P.: Cuando Roberto Romero te quería matar era capaz de sacar tres ediciones el mismo día.

R.T.R.: Cuando quisieron aclarar la muerte de Miguel Escalada le dedicaron 580 páginas hasta que salió en tapa quién era el asesino y vos sabés que yo lo conocía al asesino. No sabía que había hecho semejante acto brutal y todo lo demás, pero lo perseguí hasta que se aclaró el tema.

M.P.: ¿Querés que te diga una cosa? Vos tenés una visión de los hechos sobre ese caso y yo tenía una visión distinta.

R.T.R.: ¿Y pero si Marcilese pone publicidad en tu radio?

M.P.: Ves que estás un poquito loco, para vos y para ustedes todo pasa por la guita hermano. Disculpame Tito, pero vos estás loco, estás enfermo ¡Marcilese era amigo de ustedes! Cuando murió tu viejo lo que quería Marcilese era manejar a los Romero. Fue testaferro tuyo Tito, en La Cruz, en el banco… pero cómo que no, en la mesa de dinero. No sé de qué me estás hablando.

R.T.R.: De qué me estás hablando vos, te vas a comer un juicio por esto.

M.P.: Me como el juicio que vos quieras, yo no tengo ningún problema. Vos acabás de decir que el señor Luciano Tanto es vago y es corrupto y yo me voy a comer un juicio porque te digo que Marcilese firmaba los documentos del Banco Provincia de la deuda que tenían por una amistad con tu viejo.

R.T.R.: Desconozco el tema.

M.P.: Vos desconocés todo Tito, pero bueno… está bien.

R.T.R.: Bueno denuncialo.

M.P.: ¿Y por qué tengo que denunciar yo a una persona que es testaferro?

R.T.R.: Y porque vos estás diciendo que era testaferro mío.

M.P.: Tito ¿vos compraste La Cruz o no?

R.T.R.: No

M.P.: ¿Quién la compró?

R.T.R.: ¡Qué sé yo!

M.P.: Jajajaja, ah ¿nunca supiste nada de La Cruz?

R.T.R.: Nunca supe nada de La Cruz.

M.P.: Bueno, está bien Tito, decime lo que quieras decir en 10 minutos porque ya se me pasó el tiempo de la tanda y estamos en campaña.

R.T.R.: Si, pero tuviste una semana destinada a desprestigiar a Roberto Romero.

M.P.: Tito, a mí lleva años desprestigiándome El Tribuno. Pero ustedes tienen una ventaja, son grandes y yo soy chiquitito ¿no?

R.T.R.: Vos sos un extorsionista, vos eras íntimo amigo de Ulloa. Vos fuiste íntimo amigo de Juan Carlos Romero, tanto que lograste que Romero me echara y ahora sos amigo del gobierno actual, no sé qué vas a hacer después. No sé qué vas a hacer después de Juan Manuel Urtubey, después que se vaya.

M.P.: Tito, tenemos que cortar esto.

R.T.R.: Por qué ¿no querés hablar de lo que hay que hablar en tu radio? Sos rico a través de la extorción.

M.P.: Si yo hubiese tenido la plata que vos te tiraste, yo sería realmente rico.

R.T.R.: Pero no es plata extorsionada, es mía, la heredé.

M.P.: Por favor por qué no me cerrás esto, vos me decís a mí que yo soy extorsionador y que robo la plata.

R.T.R: Vos sos extorsionador

M.P.: Y qué más

R.T.R.: Políticamente extorsionador.

M.P.: Qué más, decime. A quién extorsionó por ejemplo.

R.T.R.: A los gobernantes de turno.

M.P.: ¿Por qué se dejan extorsionar, por qué son chorros?

R.T.R.: No, porque creen que vos sos fabuloso y que la gente te escucha un montón. Comparado a El Tribuno, que no lo lee nadie.

M.P.: Tito, vos dijiste que era una porquería hace 30 días, pero no importa.

R.T.R.: Si y sigue siéndolo, yo no cambié en nada lo que dije la vez pasada. No tiene nada que ver porque no estoy defendiendo a El Tribuno actual, estoy defendiendo la gestión de Roberto Romero y la mía.

M.P.: Tito, te di casi 30 minutos de espacio.

R.T.R.: Me dijiste que me ibas a llamar 10.20, me llamaste 10.50 y son 11.10, fueron 20 minutos y vos te dedicaste un mes a hablar mal de mi padre.

M.P.: Sí, y tengo tanda para seguir extorsionando. Lo podemos seguir hablando en tu radio.

R.T.R.: Yo te ruego que si no tenés pruebas, no seas inescrupuloso de decir las cosas que decís de Roberto Romero. El escrúpulo no es una moneda rusa, es una forma de comportamiento y de saber decir las cosas que son ciertas. Entonces no te dediqués más a Roberto Romero porque la próxima no va a ser una comunicación telefónica, te voy a ir a visitar y te voy a meter una cachetada. Si querés denunciarme por eso, denunciame también ¿estamos?

M.P.: ¡Qué lástima haber perdido tanto tiempo con vos!

R.T.R.: Yo también estoy perdiendo tiempo porque vos que sos una basura y te la pasás hablando mal de Roberto Romero, un señor al que tenés que sacártele el sombrero y al que además le sacaste un montón de plata en su campaña.

M.P.: ¿O sea que lo extorsioné a él también?

R.T.R.: Sí señor, totalmente.

M.P.: Vos sabés que tengo la idea de que los que se dejan extorsionar es porque son fuleros porque no se puede extorsionar a un tipo que es limpio, se lo puede extorsionar si es sucio.

R.T.R.: Por eso nunca me pudiste sacar una moneda a mí.

M.P.: No a vos no, pero a lo mejor te pagaron el millón setecientos que se decía.

R.T.R.: No, no, no, a mí no me pagaron nada.

M.P.: Y no, ustedes son la Virgen María.

R.T.R.: Mario Peña vos tenés que aprender a construir por Salta, construí, construí.

M.P.: Tito, te mando un abrazo, que tengas un lindo día, chau.

MEPG

Tanto le contestó a Tito Romero

DDN. El periodista Luciano Tanto respondió a los dichos de Roberto ‘Tito’ Romero, quien lo trató de vago y corrupto.

En su descargo radial Tanto señaló: “A mí nunca me gustó personalizar pero en homenaje a los oyentes y viendo que el tema se hizo público, en este caso prefiero una actitud evangélica que dice: Por sus hechos los conoceréis”.

“Yo no sé cuáles son las pasiones que lo aquejarán a Tito Romero pero en lo que dice de mí trataré de corregirlo, si esa es la opinión que tiene de mí. Hace por lo menos 15 años que no nos vemos y espero sinceramente que supere este momento que evidentemente lo perturba, presumo que debe ser parte de la interna familiar”, finalizó el periodista.

  • Fuente: FM Aries y Agencia de Noticias DDN

Compartir: 

2015 © Copyright - Saltalibre.net - Todos los Derechos Reservados