Titanes en el ring politico salteño

noviembre 24 /2007
José Acho

Lucha romerista

En las más altas esferas de poder local y nacional se negocia y mueven las piezas de un maquiavélico ajedrez político partidario. En el llano social los ciudadanos se quejan en medios radiales: "Somos todos unos imbéciles", "Somos todos unos giles", "Somos los opas de siempre". Todo porque el aun gobernador Juan Carlos Romero se aseguró en todos los medios periodisticos su propia tapa de buenas noticias. 1) Romero integra a Gustavo Ferraris como juez de la Corte Suprema de Justicia de la Provincia de Salta. 2) Romero será uno de los vicepresidentes del Senado Nacional. 3) El Concejo Deliberante autorizó al intendente Miguel Isa a endeudar el Municipio por 35 millones de pesos para construir el Centro Cívico Municipal (CCM).

“Hay responsabilidades compartidas entre Romero y Urtubey” subrayó el senador radical, José Luis Valle.

Un colega contaba que de niño veia "Titanes en el ring", pero solo hasta los siete años, cuando se dio cuenta que todo era una farsa para la platea boba. Desde ese momento perdió toda su magia y nunca más quiso ver ese programa. Hoy con cerca de veinte años de profesión periodistica afirma que en Salta el justicialismo pretende recrear una nueva versión de "Titanes del ring" con la pretendida lucha entre Romero y Urtubey, donde todo es más de los mismo y lo único que la gente tendría que decifrar es quién seria "Pepino, el payaso" y quién Joe, el mercenario.

En otro episodio de esa burlesca saga ayer el capitulo tuvo tres buenas noticias para un perverso romerismo que (según parece) sin impedimentos continuará más de doce años en el gobierno. En el round de la jornada del miercoles y jueves, el descontento, la amargura de miles de salteños fue generalizada. Una vez mas resultaron burlados, y una vez más los ciudadanos cumplieron ese tradicional rol de "opas" que tanto predicó el Cuchi Leguizamón.

La comparsa partidaria romerista cumplió una vez más su jugada maquiavelica que se concretó con la violacion del Estado de derecho, asestando otro certero golpe institucional con una indebida e ilegitima designación que degrada a una Corte de Justicia Provincial. Todo ante la actitud traidora hacia el pueblo salteño y un desempeño amoral de la mayoria agravada de romeristas "levantamanos" del Senado Provincial.

A espaldas del pueblo, en las sombras de la madrugada el Senado de la Provincia aprobó del pliego del actual secretario de Seguridad de la Provincia, Gustavo Ferraris, para integrar la Corte de Justicia. El pliego para su designación fue aprobado con 13 votos del oficialismo y rechazo por 6 senadores de la oposición.

Votaron favor de Ferraris, los senadores oficialista Alfredo Jorge, Telmo Salva, Abdo Omar Esper, Pablo Diaz, Eduardo Figueroa, Carlos González, Pedro Liverato, Fernando Mattos, Juan Moreyra, Omar Quipildor, Jorge Tacacho y Fernando Yarade.

En contra lo hicieron Raul García, Luis D’ Andrea, José Valle, Silvina Vargas, Benigno Vargas, y Sara Guotas.

Una vez más el oficialismo obedeció las directivas de un Romero que no cesa de cometer actos vandálicos contra las instituciones del pueblo y la Corte de Justicia provincial. Con esa misma actitud autoritaria e impune, con cierta borrachera de poder que no claudica sino todo lo contrario, se propone convalidar por tercera vez consecutiva la permanencia como presidente de la Corte de Justicia a Guillermo Posadas y como final de fiesta en medio de su mar de excremento e ilegitimidad política, pretende incorporar a la Justicia al abogado
Guillermo Catalano, apoderado del FREJUVI romerista.

Ferraris, secretario de Seguridad, está acusado en la Justicia como responsable de violentas represiones en las protestas sociales, a los docentes a indigenas y de mandar a apalear a mujeres, niños y ancianos de sendos asentamientos de vecinos sin techo.

En busca de la calidad institucional

Mientras tanto en el Hotel Alejandro I, durant el Congreso Sol Andino el gobernador electo, Juan Manuel Urtubey, se refirió tibiamente sobre el cuestionado nombramiento de Ferraris como Juez de Corte.
"Comparto la misma opinión de los salteños, es una medida desacertada en tiempo y no concuerda con lo que opinón la gente”.

Aseguró que desea modificar las cosas, por lo que los jueces que se designen en la Corte “no se den de la noche a la mañana”, sino se decida mediante un concurso que permita la participación de la gente y dar sus opiniones, como se realizó en el ámbito nacional".

Urtubey sostuvo "a partir del 10 de Diciembre voy a trabajar todo lo que pueda para mejorar y recuperar la calidad institucional perdida, mientras tanto recomiendo prudencia a quienes tengan que asumir y puedan excederse. En mi gobierno haré todo lo posible por solucionar los problemas, “de baja calidad institucional” porque Romero “no está buscando el premio a la calidad institucional designando a una persona tan cuestionada como Ferraris.

Aclaró que no pretende modificar la Constitución Provincial, ya que requiere un largo procedimiento, pero si “limitará las funciones del gobernador para designar jueces de la Corte” porque quiero un proceso participativo". Finalmente sostuvo que no hablará con el saliente gobernador de la provincia, temas relacionados con la Corte de Justicia, ya que indicó que es una negociación política en la que no entrraré".

Responsabilidades compartidas

En la designación de Ferraris, “hay responsabilidades compartidas entre Romero y Urtubey”, subrayó el senador radical, José Luis Valle, al subrayar que el Gobernador electo no hizo nada para impedir que se autorizara el pliego de designación de Ferraris como miembro de la Corte de Justicia. Se trató de un hecho lamentable y que la oposición “estuvo sola” en el momento de intentar impedir que se aprobara el pliego.

Valle apuntó a la inacción del nuevo gobierno, pese al poder que Urtubey tendría para frenar la designación, y aseguró que hay responsabilidades compartidas con Romero. Permitir que se conforme una corte a medida del gobernador saliente, es una muestra de que no se profundizarán investigaciones que se deberían realizar.